Doña TRINIDAD.SE MARCHA PERO PIDIENDO PERDÓN A MARRUECOS Y DANDOLES EL"ORO Y EL MORO"A LOS DE IFNI QUE LES DEN.....

El Gobierno español podría indemnizar económicamente a los descendientes de marroquíes que "padecieron" la llamada guerra del Rif entre los años 1921 a 1927. Así se desprende de la conversación mantenida entre la ministra española de Asuntos Exteriores, Trinidad Jiménez, con su homólogo marroquí, Taieb Fassi-Fihri, según avanza el rotativo 'Arifi'.
Esta indemnización avalaría la opinión de algunas entidades civiles marroquíes, que reclaman desde hace tiempo el resarcimiento económico a los descendientes rifeños debido a la supuesta utilización de armas químicas como el fosgeno y difosgeno, la clorociprina y, sobre todo, el gas mostaza, contra la población civil.

Aunque no existe ningún informe sanitario serio que otorgue autenticidad a ese supuesto, la canciller española habría aceptado ante su colega marroquí que España utilizó bombas cargadas con gases tóxicos que habían sido prohibidas por el Tratado de Versalles. El rotativo no hace mención a si en la reunión se habló o no de los miles de soldados españoles salvajemente asesinados y mutilados por las tropas de Abdelkrim en las laderas de Annual. ¿Resarcirá el Gobierno marroquí a los familiatres de nuestros soldados?

Según parece, el Ejecutivo español no sólo tendrá que hacer frente a las posibles compensaciones económicas para los supuestos afectados, sino que también pedirá "perdón" a Marruecos por las acciones militares y dotará a los hospitales de Nador y Alhucemas de unidades oncológicas, enfermedad muy extendida en la zona. Sorprende el escaso rigor histórico de la ministra Jiménez al desconocer que las tropas rifeñas lucharon contra España y también contra las tropas del sultán de Marruecos, ya que su intención era la proclamación de una republica independiente en
Marruecos

CARTA A DEFENSA


Gabinete Técnico del
Subsecretariado de Defensa

Sr. Director:

Me dirijo aVd. como presidente de la asociación de Veteranos de Ifni del Levante Español (AVILE) primero, para felicitarle, si es que por el cambio de gobierno también lo ha sido en su departamento, o al menos las ordenes superiores, son mas acorde con la normalidad. La verdad es que me dirijo aVd. pensando que todo va a ser diferente en cuanto las respuestas (Han sido algunas en el pasado) por las que los 200 socios veteranos de AVILE están “molestos“con su departamento. La verdad es que han sido ambiguas, tanto mas que el apartado 9º de la Ley de Carrera Militar, (que lo es) por la que desearía hacerle unas preguntas concretas pidiéndole si es posible (no lo ha sido hasta ahora) pudiera darnos una respuesta concreta para saber donde estamos en nuestras peticiones y así normalizar nuestras ideas, nada mas fácil que el decir la verdad. Las preguntas:

¿Teniendo en su poder el “listado” cual es el siguiente paso? ¿Seriamos las asociaciones las que recibiríamos las posibles resoluciones sobre el “reconocimiento nominal”?
¿Podría descifrarnos (por la ambigüedad en que esta redactado el apartadio9º) si el listado para el reconocimiento es exclusivamente para los grupos expedicionarios, dejando de lado a los que cumpliendo el SMO estuvieron desde el inicio en aquella maldita guerra? No seria justo

Podría decirnos, que el ministerio de la Sra. Chacón no no ha dejado un euro para lo “nuestro” y que dada la situación económica actual y con 76 años nos podemos morir tranquilos sabedores que tuvimos el honor de luchar y morir algunos incluso dejándolos sin recibir sepultura en aquel territorio por ESPAÑA
Aunque duro, lo aceptaríamos por aquello de que “NO NOS MERECEMOS UN GOBIERNO QUE NOS MIENTA” Dígannos la verdad

Admito el que este último punto es algo duro y un poco fuera de las buenas relaciones que se imponen en esta nueva Legislatura

Como Asociación sin animo de lucro, teniendo en mente diversos eventos, como por ejemplo hacer exposiciones de fotografías de aquella “mili”, que serian itinerantes (por toda ESPAÑA) con conferencia sobre la guerra de Ifni Sahara (las fotografías en A3 pegadas sobre catón pluma)
Tratamos de poner a IFNI SAHARA en el lugar que le corresponde en la historia.
Lugares ya programados para 2012: Alicante, Elda Elche Albacete, Ribadeo, (Galicia) Las Palmas

Pregunta: ¿Habría posibilidad de una ayuda económica para subvencionar unos
gastos a los que difícilmente llegamos a cubrir? Ley de Carrera Militar”Apoyo y ayuda a las asociaciones que los agrupan”
También en proyecto para el mes de marzo próximo, un viaje a Ifni al igual que una rejura de bandera en Elche

DESEARLE UNA FELIZ NAVIDAD Y UN PROSPERO AÑO 2012

Atentamente Adolfo Cano
Presidente de AVILE


Adolfo Cano Ruiz
C/ San Bartolomé nº 7 Bajo D
El Campello21 de diciembre de 2011 de diciembre de 2011

FELIZ NAVIDAD Y PROSPERO AÑO 2012

Fuente: El País

10.000 documentos de 1936 a 1968, listos para difundirse
La mayor desclasificación de la democracia, pendiente de la aprobación por el nuevo Gobierno
Carmen Sevilla visita en 1957 a las tropas españolas en la guerra de Ifni, uno de los episodios a los que afecta la desclasificación.El Ministerio de Defensa ha ultimado la mayor operación de desclasificación de documentos secretos de la etapa democrática. El objetivo de esta medida es poner a disposición del público unos 10.000 informes fechados entre 1936 y 1968 que se guardan en los archivos militares y que, pese a su interés histórico, no pueden ser aún consultados por estudiosos e investigadores debido a que siguen legalmente clasificados.
Tras varios años de análisis, la ministra de Defensa, Carme Chacón, elevó en octubre pasado al Gobierno una propuesta de desclasificación en bloque de estos documentos -técnicamente, cancelación de la clasificación-, cuya divulgación, adelantada anoche por la Cadena Ser, ya no representa una amenaza para la seguridad nacional o la defensa del Estado ni vulnera la intimidad de las personas. La propuesta quedó aparcada debido a la inminencia de las elecciones, pero las fuentes consultadas subrayan que el trabajo ya está hecho y corresponderá al próximo Gobierno decidir si da luz verde a su difusión.

Los informes ya no afectan a la seguridad nacional, según los expertos
Entre los miles documentos listos para ser conocidos figuran, por ejemplo, boletines de radioescuchas, actividades clandestinas y emisiones de Radio España Independiente (1946-68), espionaje, actividades inglesas y americanas (1944-1945), repatriación y licenciamiento de las unidades expedicionarias de las provincias de Ifni y Sáhara (1956-1968), procedimientos por masonería (19401945), los planes de defensa de los Pirineos (1939-55), las dotaciones de los buques de guerra italianos y alemanes en puertos españoles (1940-46) o entregas de material aéreo por EE UU (1955).

En España no existe, como en la mayoría de los países occidentales, un mecanismo periódico de revisión y desclasificación de documentos, por lo que el sello de secreto se convierte en un cerrojazo casi perpetuo. El reglamento de la preconstitucional Ley de Secretos Oficiales, de 1968, preveía que las mismas autoridades (militares) que podían clasificar documentos determinaran su reclasificación o desclasificación, "a los efectos de evitar la acumulación excesiva de material calificado". Esta previsión nunca se ha puesto en práctica, lo que ha producido la anunciada acumulación.

El acceso depende ahora de la buena voluntad de los jefes de los archivos
Se da la circunstancia de que los informes secretos están depositados en archivos militares, cuya principal función, además de la propia conservación de los documentos, es facilitar su libre acceso y consulta por parte de ciudadanos e investigadores, según la Ley del Patrimonio Histórico Español. En la práctica, la posibilidad de consultar estos documentos depende de la buena voluntad de los responsables de los archivos, lo que da lugar a una notable inseguridad jurídica, cuando no arbitrariedad. Además, muchos documentos no están clasificados uno a uno, sino de modo genérico, lo que añade incertidumbre.

Para poner fin a esta indefinición y desatascar el problema, Defensa ha preparado la desclasificación de aquellos bloques o materias que no incluirían documentos individuales que puedan afectar a la seguridad del Estado. Aun así, el acuerdo preparado para el Consejo de Ministros preveía un plazo de tres meses para identificar los documentos y ponerles el correspondiente sello de desclasificado antes de su libre consulta.

El Ejecutivo aparcó en octubre el procedimiento por las elecciones
En total, los documentos afectados por el acuerdo -que Defensa reconoce que no puede cuantificar con exactitud, pero cifra en unos 10.000- se agrupan en 41 bloques referidos, entre otros temas, a la organización y despliegue de unidades del Ejército durante la Guerra Civil; campos de concentración, batallones de trabajo, arrestos, denuncias, deserciones; documentación de las Fuerzas Militares en Marruecos, política en el protectorado español, información de las zonas española, francesa y cabilas; documentación de la Armada de los dos bandos de la Guerra Civil o en la Segunda Guerra Mundial, etc.

La mayoría están dispersos en los ocho archivos históricos de los Ejércitos y 17 archivos intermedios, correspondientes a los cuarteles generales y las circunscripciones militares, a los que ha venido a sumarse el recién creado Archivo General e Histórico de la Defensa.

La desclasificación en bloque supone, en todo caso, una solución parcial, a la espera de que una reforma de la ley de secretos oficiales o una nueva ley de transparencia informativa fije un procedimiento reglado con vistas al futuro.

Últimos artículos