UNIDADES CON TROPAS DE GRUPOS EXPEDICIONARIOS EN IFNI SAHARA 1957 -59


Parece haber un error en el encabezado del texto ya que menciona soldados de reemplazo, que no figuran. Debe de referirse a los grupos expedicionarios  a los que menciona como “Voluntarios Forzosos”que seria la realidad.   Adolfo

Ifni:La guerra que España libró con Marruecos a sangre y fuego



          Historia Militar / GUERRAS AFRICANAS
Ifni: la guerra que España libró con Marruecos a sangre y fuego
       ESTEBAN VILLAREJO/MANUEL P. VILLATOROvillarejo / madrid

                                    Día 31/07/2013 - 12.25h

Temas relacionados
Tan olvidada está la contienda que hasta un diputado de CiU hace bandera en el Congreso para reconocer a «estos viejos soldados»

 

                                           ARCHIVO ABC

 Ifni sería sinónimo de «guerra olvidada» si no fuera porque en España hemos olvidado todas excepto la contienda Civil. De otras (Afganistán) hasta hay reparo mentarla como tal. Sin embargo la guerra de  Ifni está tan presente en la Historia reciente de España que hasta un diputado de CiU, Jordi Xuclà, defendió a finales del año pasado en el Congreso de los Diputados que el Ministerio de Defensa otorgue un reconocimiento a «estos viejos soldados» que combatieron en la última guerra colonial que afrontó España. ¿El enemigo? El recién independizado Reino de Marruecos que anhelaba controlar la zona norte del Sahara Occidental. 23 de noviembre de 1957-30 de junio de 1958.

Antes de adentrarnos en la contienda, recordemos que aquellos territorios de Ifni fueron concedidos a España por el sultán de Marruecos Mohamed IV en 1860, en virtud del Tratado de Wad-Ras, para colmo francés. No fue hasta el Gobierno de la II República cuando, entre abril y mayo de 1934, la fuerza expedicionaria española hizo efectiva esa presencia en la que era «la última aventura colonial española», tal y como relató el periodista sevillano Manuel Chaves Nogales cuando acompañó a las tropas en su entrada en aquellos territorios:
«- ¿Ves aquella montaña abrupta? Es de los españoles. ¿Ves aquel valle fértil? Es de los franceses», simplificaban los «moros del Norte» al periodista español su visión de la ocupación europea del norte de África, un relato que a modo de crónicas recoge el libro «Ifni, la última aventura colonial española» (Ed. Almuzara). Aquellos eran tiempos de paz.
Sin embargo, tras obtener la independencia Marruecos (1956) la relación balsámica se rompió. Llegando los primeros sucesos graves y disturbios en la primavera de 1957 con asesinatos de leales locales a España.

Para adentrarnos en el foco de uno de los conflictos malditos de la Historia de España (Franco ya era jefe de Estado), acudimos al escritor y coronel retirado de artillería José María Manrique, autor del libro «Ifni, 1958. Sangriento combate en Edchera», de la editorial vallisoletana Galland Books.

Un relato que precisamente da cuenta del combate más sangriento que los legionarios españoles tuvieron que afrontar durante una jornada llegando a perder la vida 48 hombres (de los 198 totales durante la guerra olvidada), todos ellos de la I agrupación formada por la XIII Bandera de la Legión. Por aquella batalla se concedieron las últimas Laureadas individuales. Precisamente el pasado 13 de enero se cumplió su 55º aniversario.
1-12-1957 Soldados españoles vigilan las partidas del «Ejército de Liberación»
Pero, ¿por qué se originó la guerra de  Ifni? «Tras la Independencia de Marruecos, forzada por Francia, el reino alauita se lanzó a una campaña de recuperación de territorios dentro de la idea del mítico Gran Marruecos. Campaña, por otra parte, que a Mohamed V le venía muy bien para desviar hacia el exterior los ardores de las fuerzas comunistas que lideraban gran parte del "Ejército de Liberación"; estos combatientes se habían alzado, fundamentalmente, contra los franceses».
Dentro del Protectorado de Marruecos no estaba el territorio de Ifni (cedido por el tratado de 1860), aunque sí la franja norte de la denominada África Occidental Española: zona sur del Protectorado que incluía Tarfaya o Cabo Juby, al Norte del Sahara y lindante con él por encima del paralelo 27º 40' límite de la frontera Norte de España en aquellas tierras africanas.
«Es decir, Marruecos se lanzó a expansionarse a expensas de España (en Ifni y el Sahara) y, luego, de Argelia, además de a neutralizar el veneno del socialismo inoculado en muchos de los que habían combatido contra Francia». Por esto último también contó desde el principio con el apoyo de EE.UU. tanto en materiales supuestamente abandonados en las bases americanas, como en el campo diplomático.
Hay que recordar que «Mr. Marshall» no pasó finalmente por España y el presidente Dwight D. Eisenhower no lo hizo hasta diciembre de 1959, precisamente un año después de la guerra de Sidi Ifni tras la cual España comprendió que no podía mantenerse aislada.En octubre de 1957 la situación estaba cada vez más tensa en Sidi Ifni. El día 23 las tropas marroquíes ocuparían dos pueblos en los alrededores: Goulimine y Bou Izarguem. El cerco a Ifni comenzó. El 23 de noviembre Marruecos se decidió a lanzar un ataque sobre Sidi Ifni que fue rechazado por las tropas españolas, lo que obligó a Marruecos a centrarse en el asedio de las cercanas poblaciones del territorio de Ifni Tiliuin, Telata y Tagragra.

Hasta la primera semana de diciembre fuerzas españoles no rompen el cerco sobre estas poblaciones y trasladan a su población civil y militar hacia Sidi Ifni. Comienzan a producirse las primeras bajas y nombres como el del soldado Joaquín Fandos Martínez, el teniente Ortiz de Zárate o el capitán Niceto Llorente Sanz actúan con valentía. Sidi Ifni se convierte en el fortín español. El asedio final espera.

«La guerra apenas encubierta sorprendió al mando militar español en general. Y, aun peor, fue que los norteamericanos negaron el empleo del Material de Ayuda (AYAN), por lo que la mayor parte de los materiales de la Aviación, la Marina y el Ejército de Tierra quedaban inutilizados de un plumazo. El veto dejó maniatado a los Ejércitos Españoles», esgrime el escritor José María Manrique.

Sidi Ifni es abastecida por mar por tres buques de la Marina y rápidamente los marroquíes también comprenden que será un fortín inexpugnable protegido por posiciones defensivas en un perímetro de unos 30 kilómetros y a unos diez kilómetros del centro de la capital. 7.500 defensores españoles resistieron a las fuerzas marroquíes. El asedio duraría hasta junio de 1958 pero antes los escenarios de la guerra se centrarían en Edchera y el Sahara español.

«Hasta la acumulación de los necesarios refuerzos, las guarniciones en la zona lo pasaron bastante mal. Posteriormente, con gran esfuerzo, se barrió al enemigo (en el Sáhara con la colaboración francesa). No se le pudo destruir porque, tanto Francia como EE.UU. se opusieron a que nuestras fuerzas entraran en Marruecos», explica el autor del libro «Ifni 1958. Sangriento combate en Edchera».
«El apresurado tratado de paz supuso un mal precedente para Marruecos»Finalmente España y Marruecos firmarían la paz con los acuerdos de Angra de Cintra, una bahía situada al sur de Villa Cisneros, actual Dajla. En virtud de ese acuerdo se entregaba a Marruecos Cabo Juby, entre el río Draa y el paralelo 27º 40', excluyéndose del dominio alauí Sidi Ifni y el resto del Sahara español.

«El apresurado tratado de paz supuso un mal precedente con Marruecos, además de la ignominia de no obligar a esta nación a que devolviera los prisioneros españoles que las "bandas" habían hecho, liberación que tuvo que esperar su tiempo», recuerda el coronel retirado. La paz está firmada, no obstante volvamos a la guerra... ¿Y Edchera?
«En Edchera se pagó la supresión del escuadrón de caballería de Tiradores de Ifni, consecuencia de la desmovilización de la mayoría del personal nativo tras la independencia de Marruecos. Aquel escuadrón, incluso dotado de achacosas autoametralladoras cañón («Chevrolet» del Ejército Popular) hubiera hecho, con mejores resultados, las misiones de exploración que hizo la Bandera de la Legión y que le costaron aquella derrota. También hubo falta de información y, sobre todo, exceso de confianza y desprecio del enemigo. Se tuvo prisa por lograr una victoria sin esperar a que terminaran de desembarcar los refuerzos expedicionarios.Incluso se inició la operación sin prever el apoyo aéreo», sentencia el experto en ese desastre militar olvidado de nuestra Historia.
¿Qué sucedió aquel 13 de enero de 1958? ¿Por qué? El día antes una columna de las fuerzas irregulares del autodenominado Ejército de Liberación Sahariano, muy leal al futuro rey Hassan II, atacó sin éxito el El Aaiún español. Retirados se centraron en el cercano paso de Edchera donde dos compañías de la XIII Bandera de la Legión llevaban a cabo una misión de reconocimiento.
La emboscada aconteció el día siguiente. El primer pelotón aguantó lo indecible hasta que las numerosas bajas mermaron su fuerza aunque esa brava acción evitó una masacre mayor. Cayeron en tal acción el vallisoletano brigada caballero legionario Fadrique Castromonte y el vizcaíno caballero legionario Maderal Oleaga. Los últimos caballeros laureados del Ejército español.
En 1969, y acorde a la resolución 2072 de Naciones Unidas, España descolonizó Sidi Ifni y el Sahara Occidental, este último territorio en poder español hasta la «Marcha Verde» de 1975.
«La entrega de Sidi Ifni a Marruecos fue un acto de realismo político. Sin el apoyo norteamericano y francés, aquel enclave era antieconómico defenderlo, salvo que se fuera a la guerra abierta con Marruecos. Y ya se había visto que ello sería sin el material americano. Puede que por ello se lanzara nuestra Patria a continuar y ampliar la política de ser lo más autárquicos en medios militares de todo tipo, incluidos los nucleares y sus vectores de lanzamiento. Y hablando de enclaves antieconómicos, Ifni lo era y Gibraltar lo fue, como bien saben los ingleses, mientras estuvo cerrada la Verja», apunta el escritor.

 Volvemos al maestro periodista Chaves Nogales y su paso por el Ifni del 34: «Aquí en Ifni, como en el norte, también nos ha tocado el hueso. Los moros, sin temor a equivocarse, podrán seguir atribuyendo a España las inhospitalarias montañas y a Francia las fértiles campiñas». Un hecho orográfico que no fue excusa para que los soldados españoles defendieran aquel trozo de España en el hoy Marruecos.
PD- He aquí el Diario de Sesiones del Congreso de los Diputados (ver página 14) de la Comisión de Defensa, del 27-12-2012, en la que el diputado de CiU Jordi Xuclà reivindicó el reconocimiento para aquellos militares españoles. A continuación el extracto de interés:
«Termino ahora sí, señor presidente, con una muy breve referencia. Hemos hablado de los soldados en el extranjero y quiero pedirle, señor ministro, que preste atención a unos soldados que casi todos tienen ya más de ochenta años: los soldados españoles que participaron en la guerra de Ifni Sahara 1957-1959. Existe una asociación de expedicionarios de la guerra deIfni Sahara, presidida por el señor Josep Riatós, que pide un mínimo reconocimiento moral o económico. Han sido varias las resoluciones de este Parlamento, e incluso los compromisos presupuestarios de este Parlamento...
El señor PRESIDENTE: Debe terminar, señor Xuclà.
El señor XUCLÀ I COSTA: Termino, señor presidente.
...y creo que sería el momento oportuno del reconocimiento para estos viejos soldados».
«Se ha trabajado mucho para que las nuevas generaciones desconozcan la verdadera Historia de España»

                               . villarejo/MANUEL P. VILLATORO

-¿Qué valor estratégico tenía Sidi Ifni para España?
Lo tenía y lo sigue teniendo. Las Islas Canarias está muy amenazada sin una nación amiga en la cercanísima costa. Y no solo militarmente, porque quien la posea extenderá sus aguas jurisdiccionales hasta casi las playas canarias, con lo que supone eso para la pesca, las explotaciones petrolíferas e incluso el turismo. Es lo que está haciendo Marruecos, contra todo derecho internacional, pero con el apoyo franco-anglosajón, a pesar de no ser siquiera «potencia administradora» del Sáhara (legalmente lo sigue siendo España). Por supuesto, la explotación de los recursos saharuis, y nuestras inversiones allí, se perdieron también.
-¿Por qué cree que hoy se desconoce los hechos de la guerra de Ifni?
Porque desde la Transición, y mucho más desde la ley de la Memoria Histórica, se ha trabajado mucho para hacer que las nuevas generaciones desconozcan la verdadera historia de España, sea la de la Reconquista, el Siglo de Oro o la más reciente

ARTICULO RECUPERADO DEL 2010 CON COMENTARIOS QUE AUN HOY SIGUEN SIENDO VALIDOS

RECUERDOS

LA EXTRAÑA GUERRA DE IFNI

La guerra de Ifni fue corta, dura y extraña.
Ya nos habíamos adaptado al clima, sufrido algún siroco o plaga de langostas (eran estas, como grandes saltamontes, rojos unos y amarillos otros, que cubrían todo). Puedo decir, que me sentía cómodo. Era una aventura africana. La rigidez militar no era extrema, convivir con otra cultura era interesante, pasear por la ciudad (Sidi Ifni) entrando al zoco, comiendo higos chumbos (un nativo solía apilarlos en un gran montón y por una Pts te dejaba una navaja algo oxidada y comías los que quisieras), bebiendo el té con hierba buena al son de una música diferente, ir de “chiquitos” con los amigos vascos al bar que apenas puedo recordar,… Sí. Me sentía cómodo, feliz.

Debió ser sobre el mes de agosto cuando me mandaron junto a otro compañero a hacer guardia desde las caballerizas a la playa. Vivíamos de una forma extraña. Durante el día todo era completamente normal, pero por la noche parecía como si hubiera un toque de queda encubierto, ya que teníamos que controlar todo movimiento por la zona. Hubo una gran explosión en la playa y después como una aurora boreal. Nos acercamos a la playa, la gente salía de sus casas asustada y nos encontramos que los bidones de combustible almacenados estaban ardiendo (después supimos que fueron cien mil litro de combustible los que ardieron en un sabotaje). La zona de playa estaba bajo el control de la policía.

Curiosamente los viejos mosquetones máuser, que para que saliese la bala había que disparar varias veces, nos los cambiaron por otros nuevos sobre el mes de septiembre u octubre. Algo estaba pasando a lo que nosotros estábamos ajenos, incluso creo, los oficiales, aunque no así el Estado Mayor en Madrid, pues habían muchas preguntas con respuestas ambiguas, ya que desde hacia meses, había en los puestos avanzados hostigamientos e incluso muertos, que Franco consideraba eran pequeñas escaramuzas, confiando excesivamente en su amigo el “moro”

Y ocurrió. El 23 de noviembre de 1957 sobre las dos de la madrugada, estaba de guardia el capitán Rosalini en el Grupo de Tiradores y fue él quien despertó a su compañía (la 23 del IV Tabor) en silencio. El cabo furriel nos iba dando la dotación completa y así formamos en el patio a la puerta de la compañía. Suponía que aquello era un simulacro, un movimiento de tropa para ensayar algún ataque. Me di cuenta de que iba de verdad cuando escuché al comandante decir a mi capitán “tiro, tío” y al capitán decirnos “al que fume le corto los huevos”.
Fue desde ese momento que sucedieron los desagradables acontecimientos. Una guerra es lo más cruel que se puede imaginar. Cierto que desde la “noche de los tiempos” existen, pero es muy diferente leer, ver o escuchar a ser uno mismo el que metido en la vorágine de un conflicto armado tiene que matar, tienes que ver morir al compañero, a sentir el verdadero miedo, donde el organismo y la mente se acomoda por la supervivencia

Salimos en silencio y nos situamos en la primera montaña, lindante a Sidi ifni (desde la cumbre se dominaba la playa). Hubo al amanecer fuego enemigo, escuchamos los primeros “pacos” y algún que otro mortero, pero salvo aislados escarceos no fue lo que yo esperaba. Hubo desde un principio como el “yo estoy aquí” (la cota de enfrente) “si quieres ven”. Claro que tuvimos que ir.

Necesitábamos ensanchar el cinturón de defensa de una primera línea provisional que se había establecido en defensa de la ciudad. Aquí, sí que nos costó, sangre, sudor y lágrimas. Aquello sí fue la guerra, pero una guerra extraña, un ejército sin ninguna experiencia, en alpargatas, dentro de una “chilaba” y en la cabeza un gorro rojo (tarbush) que indicaba al enemigo donde te situabas (hablo de Tiradores de Ifni). Unos oficiales o suboficiales hacían lo que podían. Había que ocupar el montículo de enfrente y se ocupaba. Antes le daba un repaso la aviación o bombardeando el Canarias, pero los primeros nunca o pocas veces acertaban en la cima y los segundos solían equivocarse de cota. (Demencial).

Lo cierto que los “cuatro moros” cuando llegábamos a la ladera allí estaban y nos “freían”. Estaban defendiendo lo que ya consideraban propio.

Cuando teníamos que ocupar una cota, (la orografía del territorio de Ifni era montículos y vaguadas sucesivas) se formaba una punta de lanza por Tiradores y los flancos apoyados por Paracaidistas y Legión. Dominada la cota, era Tiradores los que se quedaban defendiendo la posición. Alguna vez, llegados a la tarde noche, el sargento situaba los puestos por pelotones y en la oscuridad nos distribuía (por la dificultad de orientación en un terreno nuevo) unos delante y otros unos cincuenta metros detrás. En consecuencia, aunque parezca cómico, nos disparábamos entre nosotros, hasta que el teniente ponía orden.

La guerra de Ifni fue extraña y la mayor chapuza del régimen. En tan solo algo más de tres meses, nos dejamos por nada, unos trescientos muertos y más de quinientos heridos.
Algo más de tres meses fue el tiempo que se necesitó para liberar lo que se pudo, en columnas de rescate, donde se sufrió verdadero desgaste de tropa. Dinamitando los puestos al abandonarlos (eso me hizo ya pensar, que el territorio de Ifni se entregaba ya a Marruecos).
Hubo cotas a recuperar, (duras por su poder estratégico) donde quedaron para siempre compañeros muertos y otros fueron heridos. Todo fue de una dureza extrema, hasta que los mandos superiores consideraron, que el cinturón de defensa de la ciudad era el que habían establecido, planificándolo en los despachos.

Llegaron los zapadores y montaron una alambrada de defensa a Sidi Ifni de unos quince Km.? y campos de minas, que de vez en cuando explosionaban por algún jabalí o gacela con lo que nos quitaban el hambre, ya que en Sidi Ifni subsistíamos diez mil de tropa con el abastecimiento de dos mil quinientos. (Éramos la tropa que había antes y al inicio del conflicto. Los moros, unos ocho mil al comienzo) Desde la puesta de la alambrada, aunque siguió la dureza de la montaña, sin refugios (se hicieron posteriormente) con poca comida y poco agua. La exposición al fuego enemigo fue muy esporádica, era diferente. Los moros extrañamente seguían estando en la cota de enfrente. De vez en cuando nos lo hacían saber con algún fuego de mortero o disparos y así quedaron enfrente hasta la entrega del territorio.
Los Tiradores pasamos mucha hambre, fuimos los hermanos pobres de aquella extraña guerra, junto a los que vinieron a reforzarnos del servicio militar obligatorio. Entiéndase como se quiera.

Ya no había que adelantar la línea, ni formar ninguna operación (Netos, Pañuelo, Diana…) nos replegamos en la “Operación Vergüenza”. Algo se había firmado con fecha de caducidad.
El 30 de junio de 1969 a las 12:55h se entregaba a Marrucos Sidi Ifni.
Habíamos hecho parte de una farsa, habían muertos compañeros, heridos otros y la mayoría quedamos marcados con secuelas que aun hoy perduran, POR NADA


Adolfo Cano Ruiz Tirador de Ifni IV Tabor 23 CIA. 1957 / 58

                                       
                                        COMENTARIOS
 
Todo lo que se dice en este articulo lo podriamos firmar todos los que estuvimos allí a mi particularmenta me trae muchos recuerdos y parece que lo escrito yo, porque es practicamento lo mismo, haber si de una vez nos tienen en cuenta.

gracias por lo que estais haciendo para que se reconozca lo que alli pasamos

Manuel lancharro

 

 

 

Salvador

Hola buenos días,

soy el sobrino de Salvador Alvarez Moreno, de Falces Navarra
mi tío desapareció en Ifni durante 1957, por lo que sé era tirador destinado en el puesto de Tamucha. Nunca recuperamos el cuerpo
Estoy intentando recuperar su historia y si es posible poder hablar con alguien que lo conociera directamente,
He podido saber que tenía un amigo llamado Manuel, de Malaga.

Cualquier información que tenga será agradecida,

 Salvador Alvarez Iribarren


 

 

 

Vanesa

 Soy sobrina de Cesar Moral Izquierdo, natural de la Rioja, estaba haciendo la mili en Bilbao o San Sebastián no lo sé muy bien. Los metieron en un barco sin decirles a donde iban varios días de camino, de vez en cuando consiguió mandar alguna carta a casa: Madre no se donde nos llevan, nadie nos dice nada.

Una vez llego allí se perdió totalmente su pista, mi santa abuela iba todos los días al cuartel de la Guardia Civil del pueblo a reclamar a su hijo, ya sabéis la época y la mujer allí todos los días: Vosotros os lo habéis llevado y vosotros me lo vais a traer.
Al final después de mucho buscar, estaba en un hospital del levante andaluz ingresado, fueron a buscarlo, le dieron una medallita una palmada en la espalda.

Según mi familia nunca volvió a ser como era, no le gusta tener relación con la gente, y nunca han conseguido que contara nada
 
 



antmorillo

 Hola, soy hijo de un veterano de la guerra de Ifni, desde que tengo uso de razon llevo escuchando relatos de mi padre y tambien viendo como todo el que lo oia se lo tomaba como exageracion de las anecdotas tipicas de la mili, incluso yo un poco tambien a veces lo pense, tambien cada vez que he dicho que mi padre habia estado en la guerra me decian -" ¿guerra que guerra?" y se lo tomaban a burla, hoy de casualidad he entrado en esta pagina y desde esta he buscado mas y viendolas he llorado de pena y verguenza por mi y por mi pais que despues de tanto tiempo no han tenido la decencia de reconocer ese servicio que esos jovenes prestaron a su pais, tan lejos de sus familiares y que con tanto bombo que se le da a lamemoria historica este trozo aun siga en el olvido, siempre he estado orgulloso de mi padre porque es un buenisimo hombre, pero ahora ademas me siento orgulloso de ser hijo de un valiente y tambien mas orgulloso de el porque aun no lo he oido ni una vez de reprochar nunca lo mal que lo ha tratado su pais ese pais porque el lucho, yo desde este momento intentare que nadie vuleva a hacer burla de sus historias e intentare de darle el homenaje que se merece. Mi padre se llama Antonio Morillo Perez de Málaga si alguien lo conocio, lo recuerda o fue su amigo me gustaria que si qisiera se pusiera en contacto conmigo en el mail escamorijo@hotmail.es y tambien agradeceria que me dijeran donde poder conseguir la medalla que le concedieron y que tenian que comprarse ellos (que verguenza) un saludo y ojala que algun dia no lejano les sea reconocido el merito que se merecen y que este pais no tenga esa verguenza de tratar asi a los que sagran por el







ENCUESTA A UN VETERANO DE LA GUERRA DE IFNI 1957-58

Gustavo Adolfo Ordoño Marín
    Extracto de una parte  de mi trabajo sobre estado historiografico de la guerra de Ifni

“La guerra de Ifni, una guerra olvidada en la memoria histórica

y menospreciada por la historia oficial”

“MÁSTER UNIVERSITARIO
EN LA ESPAÑA CONTEMPORÁNEA
EN EL CONTEXTO INTERNACIONAL”


Asignatura: ‘Memoria histórica del siglo XX en perspectiva comparada’


ALUMNO:
Gustavo Adolfo Ordoño Marín

e-mail: gordono1@alumno.uned.es



Introducción .................................................................................................... 3-4
.......................................5-6
FUENTES DOCUMENTALES Y METODOLOGÍA................................................................................................20-22

BIBLIOGRAFÍA ....................................................................................................

ESQUEMA:
- Introducción

I .- El pasado anónimo del pasado olvidado
II .- Lo escrito, memoria militar
III.- Lo recordado, memoria personal en –deseo- lucha por ser histórica
IV.- El testimonio de los veteranos, ¿una memoria colectiva?: Encuesta a Adolfo Cano, veterano de la Guerra de Ifni.


Introducción


“Una guerra nefasta”. Son las palabras de un veterano de la guerra del Ifni, escritas en su blog y pronunciadas centenares de veces, en la radio, en la televisión, en documentales históricos. Es la batalla personal por la memoria histórica, desde su lado reivindicativo, de Adolfo Cano, ex presidente de AVILE (Asociación de Veteranos de Ifni del Levante Español). Es esta, nefasta, una consideración propia de cualquier guerra, pero en el caso del conflicto de Ifni el calificativo más asimilado era y es el de “guerra olvidada”. Resulta, por tanto, significativo que este veterano emplee esa palabra que connota desgracia, tristeza, hasta una cierta ira contenida, para referirse a su experiencia en la antigua provincia 51 del Estado español y no use la habitual de “olvidada”. Él no quiere olvidar, quiere y debe hacer memoria... y compartirla.

Los problemas para hacer memoria comienzan pronto, desde la misma delimitación nominal y temporal de la guerra. ¿Es el episodio bélico ocurrido entre 1957 y 1958, con bajas mortales en combate, la única guerra habida en Ifni? ¿Se debe considerar además parte de esta guerra a la campaña junto a los franceses en el Sahara? Como no existe una consideración oficial de esta guerra, porque no hubo tal por el régimen franquista (que era el Estado español en esas fechas), es complicado insertarla en los supuestos anales históricos y mucho más difícil investigarla en los archivos.
La última dificultad es la “marcha atrás” del Ministerio de Defensa que estaba dispuesto a desclasificar 10.000 documentos, precisamente en las fechas de interés de 1938-1969, pero que canceló en mayo del 2012 . En el caso del Ministerio de Asuntos Exteriores ocurre algo similar, incluida una “inoportuna” reforma de los inmuebles del archivo que se realizó entre 2012 y 2013, cerrándose de forma provisional todo el acceso, y sumándose al ambiente receloso contra los investigadores históricos, que se aprecia desde el Acuerdo en Consejo de Ministros del 15 de octubre de 2010 para clasificar documentación de Exteriores de diferentes materias como secreta. La documentación sobre el conflicto de Ifni tendría en esos archivos, Defensa y Exteriores, las fuentes más indicadas. Pero no cejamos por ello en el interés de conocer cómo ha tratado el tema la historiografía y de hacer una aproximación, desde una perspectiva de memoria testimonial, a las causas que llevaron a obviar esta guerra y a no darle su verdadera dimensión histórica.


En realidad existe mucha “literatura” sobre Ifni. Aunque el olvido de lo ocurrido y el desconocimiento general sobre esa provincia española es notorio, se ha convertido también en un tópico la desmemoria. Partiendo del ya tópico “olvido”, paradójicamente, se han escrito numerosos artículos, crónicas militares, diarios de experiencias, novelas históricas o vivénciales; pero las aproximaciones vía pura investigación histórica o son escasas, poco relevantes, o están marcadas por el militarismo, es decir, son obras escritas por oficiales del Ejército español. La investigación histórica que recoja todas las facetas y perspectivas posibles de ese hecho bélico, se puede decir, sin exagerar, que está por hacer.

La profesora Mª Ángeles Egido, tutora de la asignatura, me advertía de la dificultad de realizar un estado de la cuestión de este tema. Y tiene razón, hacer un estado de la cuestión de la Guerra de Ifni sobre la información historiográfica existente es complicado y decepcionante. Si exceptuamos el libro de Lorenzo M. Vidal, Ifni 1957-1958. La prensa y la guerra que nunca existió, que aborda el tema desde el análisis del tratamiento que tuvo la guerra en la prensa española de la época, ninguna publicación pasa más allá del relato bélico, sin profundizar en los factores históricos, diplomáticos, políticos y sociales del asunto.



IV.- El testimonio de los veteranos, ¿una memoria colectiva?:

            Encuesta a Adolfo Cano, veterano de la Guerra de Ifni

1.- Indique, por favor, su unidad, rango y cometido en el contingente militar del que formaba parte y que llegó a Ifni a partir de 1957 o en adelante.

Grupo de Tiradores nº1 IV Tabor 23 Compañía marzo 1957 junio de 1958
Condecorado con la medalla de Campaña Ifni Sahara 1957 – 58
Valor acreditado en cartilla militar
Rango: Soldado Tirador


(conteste a partir de aquí, puede ir ganando espacio dando al INTRO, aunque rogaríamos no extender mucho las respuestas, preferimos la concisión de lo que realmente considere importante. Muchas gracias)

2.- ¿Qué edad tenía? ¿Cuál es su primer recuerdo o su impresión al llegar a la zona de conflicto?

Se llamaba a quinta a los 21años. SMO

La quinta del 57 llego a Ifni en marzo del 57. Yo particularmente, aunque el viaje fue tormentoso desde la salida de Valencia, iba contento; salía de casa a una aventura africana. En Cádiz nos metieron en un buque de carga y en alta mar hicimos un trasbordo a un guardacostas por redes de asalto incluida la maleta típica de madera (muchos era la primera vez que veían el mar). El desembarco en la playa de SIdi Ifni fue igualmente tétrico, por redes de asalto a un anfibio (el mar en la playa de Sidi Ifni siempre estaba “cabreado”) Llegamos en marzo y aunque hasta el 23 de noviembre no estallo la contienda se intuía el que algo estaba pasando. No había pues aun zona de conflicto por lo que mis recuerdos no eran excesivamente malos. Por el día todo transcurría dentro de la normalidad “cuartelera” aunque por la noche había como un estado de excepción patrullando la capital. El mes de agosto tuvimos un sabotaje incendiando 100000 l de combustible almacenados en la playa

3.- ¿Sabía algo de Ifni antes de llegar allí?
NO,

4.- ¿Conoce el libro del periodista Manuel Chaves Nogales, director del AHORA en los años 30, Ifni, la última aventura colonial española, que recoge las crónicas que mandaba en vivo de la toma de Ifni por el coronel Capaz a petición de las autoridades de la República en 1934?

No conozco prácticamente ningún libro escrito sobre Ifni, algo he leído esporádicamente, y la opinión que tengo es que la verdadera historia de Ifni esta por escribir
La toma de IFNI lo fue por el coronel Capaz (lo nombraron general al llegar posteriormente a la península, donde tras unos acontecimientos lo ingresaron en la Modelo,donde fue fusilado por unos anarquistas)

4.1.- En caso afirmativo, comente si lo ha leído y si le sorprende que esa campaña resultase tan pacífica y la de 1957 tan cruenta.
                  
 No comprendo la pregunta

5.- ¿Se sintió bien informado por sus mandos directos de lo que estaba ocurriendo?

En absoluto, esta pregunta demuestra el desconocimiento que se tiene de lo que era el Servicio Militar Obligatorio Un soldado del S.M.O no tenia derecho alguno. Éramos “algo” y estábamos allí para recibir ordenes y cumplirlas podíamos ser humillados, bofeteados, admitiendo que estaba dentro de la normalidad de la disciplina castrense. Nuestra dignidad la dejamos al salir de casa

5.1.- ¿Apreciaba confusión de sus mandos intermedios con respecto a los altos mandos?

Los mandos intermedios recibían órdenes y las cumplían

6.- ¿Cuál cree que era el estado 6.- ¿Cuál cree que era el estado de ánimo y la opinión más generalizada entre la tropa del Servicio Militar Obligatorio?

Paso la pregunta a la 6.1

6.1.- Intente recordar su verdadero estado de opinión en esos momentos, muchas veces el paso del tiempo y la reflexión sobre ello hace modificar el ánimo o la visión primera sobre un hecho vivido en persona.

Como ejem: 56 años después gracias a mi blog recibí una llamada desde Canarias, era de mi mejor amigo de aquella jodida mili José Gigante Bellon del que un día después de la Operación Netol no supe ya de el y lo di por muerto
Me contó: Que camino del rescate de Telata (Operación Netol) fue herido en una pierna y que cuando lo evacuaban en una ambulancia a Sidi Ifni, junto a dos heridos más los moros ametrallaron la ambulancia matando a los dos heridos que iban junto a el
Llegado a la capital, consideraron que había que amputar la pierna, por lo que lo mandaron en avión a Las Palmas.
Me decía “Mira Adolfo en el viaje a Las Palmas iba contento, porque aunque me amputaran la pierna salía vivo de aquel infierno”

Esto define mejor que nada la visión del momento
de ánimo y la opinión más generalizada entre la tropa del Servicio Militar Obligato

7.- ¿La tropa de reemplazo venía con instrucción bélica realizada en sus acuartelamientos?

No se a que se refiere en lo de “la tropa de reemplazo con instrucción bélica”

23 de noviembre de 1957 el EL ocupa Ifni. La guarnición completa en la capital para defender todo el territorio era de 2000 soldados, que salvo una bandera de paracaidistas el resto éramos del S.M.O con una instrucción de dos meses y un mosquetón de la guerra civil, del que la bala salía “alguna vez”. Posiblemente se refiera a los grupos expedicionarios traídos con excesiva prisa para reforzarnos.
Estos llegaban de la “teta de mama” sin preparación alguna a primera línea sin instrucción
Se podría considerar un crimen de ESTADO

8.-¿Realizaron ejercicios de instrucción y combate en los cuarteles de Ifni?

Hicimos ejercicio de instrucción durante dos meses para prepararnos a la jura de bandera. Para que saliera bonito. Posteriormente hacíamos marchas por el territorio de Ifni. Marchas en formación de piernas, sin más.

9.- Los legionarios y Regulares y otras fuerzas especiales, como los paracaidistas ¿eran privilegiados y mejor tratados que la tropa del SMO?

Los legionarios y los paracas, llamados fuerzas de élite, tuvieron trato muy diferente a los del SMO. Eran estas, fuerzas de choque, ayudaban por la mañana a los del SMO (por ejem.Tiradores de Ifni) a recuperar una cota y por la tarde después de bien comer y beber les daban un paquete de rubio y permiso para ir al cine o de putas (que algunas habian “militarizadas”) al recuperar la cota nosotros nos quedábamos defendiendo lo recuperado a los moros, con poca comida, poco agua y muchos piojos. Hablo de los paracas. Una diferencia notable. (Desconozco lo de la Legión) Los del SMO éramos o fuimos los hermanitos pobres
Una de las más grandes chapuza militar junto con Annual de sigloXX

10.- ¿Se podía comunicar de alguna manera, vía postal o telefónica, y de forma frecuente con sus familiares?
                                              No.
Mi padre falleció el 3 de diciembre de 1957me dieron la carta el día 6 de regreso en la operaciones conjuntas Netol y Pañuelo y no me dieron permiso para ir a la península. Carta si se podían escribir porque uno contaba lo bien que lo estaba pasando, que de guerra nada para muestra en Navidad estuvo para demostrarlo Carmen Sevilla y Gila este contando chistes de guerra cuando en la montaña se luchaba y se moría

10.1.- ¿Podía transmitirles con seguridad su opinión de lo que ocurría? ¿Existía la autocensura, el “no preocupar a la familia”?
                                           Autocensura: Seguro que si

11.-¿ Considera que pusieron en riesgo su vida, más allá del evidente riesgo de una guerra, con acciones mal planificadas o innecesaria
Seguro que si, aunque los oficiales o suboficiales hacían lo que podían

12.- ¿ Tuvo relación con la población nativa de Ifni? ¿Llegó a conocer lo que pensaban de ese conflicto?
A la primera pregunta es ÑO a la segunda seria muy extenso el hacer este razonamiento

13.- ¿ La versión de que el Ejército de Liberación de Marruecos lo formaban guerrillas comunistas, de inspiración soviética, les fue comentada durante su servicio de armas allí?
Lo único que sabíamos es que eran moros marroquíes del EL que habían ocupado el territorio y que nos querían matar para conseguirlo. Sabíamos desde el inicio que eran fuerzas del Isticlaq
que se paseaban por todo el AOE desde 1956 con el beneplácito de Franco .Para estas deducciones solo tenia uno el no ser analfabeto pues en 1957 el nivel de analfabetos en España era del 60% y puedo dar fe de ello en cuanto que en mi compañía habían mas de un 50% que no sabían ni leer ni escribir.
13¿Qué sabían de las fuerzas que les atacaban y a las que combatían?.

Que eran del Ejército de Liberación marroquí

14.- ¿ Cuándo regresó a España pensó que le recibirían como un héroe?

Ni lo pensé, ni me recibieron como tal

14.1.- Comente cómo fue ese regreso en relación con el trato de las autoridades militares y en relación a su entorno familiar y social.
• El trato de las autoridades militares fue…Ninguno
• Un año desees de mi regreso murió mi madre como consecuencia de una larga enfermedad se supone por el trauma sufrido por la muerte de mi padre y tener un hijo en una guerra que aun queriendo maquillarla con bandas comunistas de poca importancia , guerra era donde se moría

15.-¿Pudo reunirse con sus compañeros de armas durante el periodo franquista? 

No. Estuve 20 años fuera de España




¿Hiceron algun tipo de petición  al Estado español como veteranos de una guerra, durante los años del régimen franquista?

NO Yo particularmente estaba fuera de España

16.- ¿Cuándo y por qué inicia su interés asociativo y reivindicativo social en pos de dignificar su experiencia traumática y concienciar de ello a la opinión pública?

Esta respuesta seria excesivamente larga por lo que tratare lo esencial
Terminado el SMO llegue a mi casa con verdaderas secuelas y mucha rabia al Régimen, por lo que participe clandestinamente por derrocar al franquismo y compañía. Tuve que exiliarme en Francia como refugiado político. En el 60 debido a las secuelas tuve una perforación de estomago (ya en Paris).Por higiene mental estuve en tratamiento. Tras veinte años, a mi regreso a España tenia olvidado lo pasado en Ifni. Ocurrió que en octubre de 2009 alguien organizo una comida de veteranos de Ifni en El Campello donde vivo y acudí por curiosidad. De 60 comensales solo dos estuvimos en la guerra se escuchaba muchas “batallitas” de cuartel y muchas fantasías que resucitaron las mías (debí quedarme en casa). Fue desde entonces que quise saber el porque y el como, aunque de esto ultimo algo ya sabia y para ello funde AVILE con un programa de trabajo. Suele ocurrir el que “no fallan las ideas pero si las personas". Tuve que dimitir y refugiarme en mi blog, porque en la Asociación todos estaban muy contentos de haberse conocido y sacaban pecho al contar sus batallitas de cuartel de su SMO en Sidi ifi (a diferenciar de Ifni) en fechas muy posteriores al 57-58.. Por esto mi trabajo estaba muy poco apoyado les importaba poco el que la columna vertebral de la Asociación fuera la guerra de Ifni Sahara o no. Fui yo el que inicio las exposiciones de fotografía y conferencia itinerantes y de esto viven no se hasta cuando

17.- ¿Cuáles son sus mayores decepciones y reparos respecto a las respuestas del Estado español a su problemática?

Decepciones ninguna. Sabia de la catadura moral de todos nuestros políticos.
Mi única intención ha sido el poner a la guerra de Ifni en el lugar que le corresponde en la historia. Por esto les escribí, por eso funde AVILE por eso te estoy ayudando.


18.- ¿Cree que leyes como la Ley de Memoria histórica de 2007 podrían ayudar a hacer justicia, reparación y conciencia social sobre la Guerra de Ifni?

NO. La Ley de Memoria Histórica fue tan nefasta como la propia guerra de Ifni.
Fue una ley creada por intereses políticos que solo ayudo a intereses de las izquierdas abriendo una herida que ya estaba cerrada.Sin necesidad

19.- Si conoce publicaciones históricas sobre la guerra de Ifni ¿Qué opinión le merecen? ¿Destacaría alguna?
Conozco alguna. La opinión razonablemente mala pues o escriben de oído, porque alguien le ha contado batallitas en las que no participo o lo es por un militar “de amor patrio henchido el corazón” donde lo real se difumina aportando heroicidades y victorias en lo castrense que son nulas en cuanto que en lo general fue un desastre. No destacaría ninguna, sin tacharme de exigente, en cuanto para mí, la verdad esta aun por escribir. Ni yo mismo sabría escribir el porque y el como de aquella extraña guerra. Me faltarían datos aun por desclasificar y dudo estuvieran todos, pero… bueno la realidad seria mas comprensible. No destacaría ninguna por considerarlas tardías y aprovechadas

20.- Por último, ¿Qué pide a la sociedad española? ¿Reparación material? ¿Reparación moral? ¿Reconocimiento debido a las víctimas? ¿Hacer conciencia-memoria histórica?
A la primera pregunta: EL pedir, nada. El hacerles saber, mucho
A la segunda: Por mi parte, nada
A la tercera: Ya me he lamido mis heridas durante años. Ya no lo necesito
A la cuarta: Aunque de forma tardía un reconocimiento nacional a las victimas y en especial a los “muertos desaparecidos” cuyos cuerpos quedaron en el territorio de Ifni sin recibir sepultura.
A la quinta: Hubo una memoria histórica nefasta aprobada por ley para abrir heridas. La definición tendría que ser otra para hacer conciencia de lo que paso en IFNI en 1957- 58
. . Por intereses “inconfesables”se oculto una guerra, aunque corta, lo fue, dura y extraña.


20.1.- Las preguntas son orientaciones, la cuestión principal es saber su motivación última para seguir “haciendo memoria” de esta guerra menospreciada.

La motivación es simple: El subconsciente es un almacén donde no se destruye nada y cuando le da por aflorar los hechos y las injusticias uno, dependiendo de su carácter o posibilidad, hace o no hace. En mi caso lo intento


Adolfo Cano Ruiz
DNI 19381512X
                                                                    




CORREO ENVIADO AL MINISTERIO DE DEFENSA


Muy Sr.mio:

 El 22 de abril   me dirigí a Vds. solicitando explicaciones sobre cartas recibidas por veteranos de la guerra de Ifni (pueden llamar campaña, contienda, o escaramuza) a la que tuve  respuesta oportuna y convincente que agradezco.

 En esta ocasión, me dirijo a Vds. con el fin de recabar información sobre la situación actual de nuestro “enquistado problema”. Hablo del apartado 9º de la Ley de Carrera Militar que habla del reconocimiento a aquellos que hubieran, como miembros de tropa del SMO participado en la “contienda” 1957- 59 en los territorios de Ifni Sahara.

Recuerdo haber leído hace tiempo, que dada las muchas ambigüedades existentes en dicha ley, se había creado en el Congreso de los Diputados una subcomisión para el posible saneamiento de la ley 39/2007 la que alberga nuestro muy ambiguo apartado 9º.
La pregunta es de respuesta simple ¿Esta subcomisión ha terminado   su trabajo, que lo era por la vía de apremio ?si así ha sido ¿donde puedo informarme del resultado y si hubiera algún articulado adicional  sobre el apartado 9º?

Apartado  que atañe a un grupo de ancianos, ya no muy numeroso de veteranos de aquella guerra que Vds. quieren que no sea, porque Franco así lo dispuso por temor al Moro, pero donde hubo muertos  heridos, mutilados, prisioneros muertos abandonados sin recibir sepultura  en un territorio ocupado por el ejército marroquí.  Que es lo que los historiadores llaman   GUERRA y Vds. la niegan

 Es cierto que en el cincuentenario  de la “CAMPAÑA DE IFNI SAHARA”.tanto en Cataluña  como en Las Palmas  hicieron actos de homenaje y desagravio para todos los que cumpliendo con su deber patrio combatieron en los territorios de Ifni Sahara como 51 y 52 provincias españolas, nunca se entendió porque Barcelona  y no Madrid mas centrado para participar, ni porque esta “chapucilla" la consideraron suficiente porque afín, luchar y morir por España era un honor  

 Olvidan que la mayoría de los muertos herido “muertos desaparecidos”y prisioneros  lo fueron desde el 23 de noviembre hasta fin de diciembre de 1957. Siendo que Carrero Blanco proclamo por ley (no aceptada por la ONU) a Ifni y Sahara como provincias españolas en enero de 1958., se puede deducir que en el periodo mas cruento estuvimos luchando y muriendo por un territorio que no era ni nuestro en cuanto que Ifni nos lo “encajaron” entre Francia y Marruecos como Santa Cruz de la Mar Pequeña que es lo que nos correspondía  según el tratado de Wad- Ras (1860)  situado más  al sur

Con mis disculpas por recordarles la historia que ya conocen... o no y sirva para tratar a estos viejos veteranos con la dignidad que por sus meritos se han ganado.

Si algo nos corresponde dénoslo, si creen que no, díganlo pero ténganos un poco de respeto  y no nos tomen el pelo cano que ya no tenemos Su honor castrense les obliga

                                                             Atentamente  Adolfo Cano

 Adolfo Cano Ruiz           Excombatiente de Ifni 1957- 58
DNI 19381512X            Tirador de Ifni IV Tabor 23 CIA
TEL 965 63 37 98                                                 

                                        El Campello 17 de septiembre de 2013

LAS DOS ESPAÑAS ...Y MEDIA

YA ES OFICIAL LA JUBILACIÓN DE ERNEST BENACH, DE ESQUERRA REPUBLICANA DE CATALUÑA (ERC). ESTOS SON LOS PATRIOTAS.
... 
Después predican que nos apretemos el cinturón... 

¡¡¡ESTÁ CLARO QUE NOS LO TENEMOS QUE APRETAR, pues SE LO LLEVAN TODO ELLOS...!!!!

Se jubila a los 51 años con una pensión de 10.000 euros/mes durante 4 años, y después de 7.000 euros/mes hasta que muera.

Ernest Benach, que tiene 51 años y ha ejercido el cargo de Presidente del Parlamento catalán desde el 5 de diciembre de 2003, cobrará 104.008,95 euros brutos al año, durante los próximos cuatro años, así como una pensión vitalicia de 78.006,71 euros cuando cumpla los 65 años, según publica el *Diari de Girona*. De acuerdo con la normativa vigente, Benach tiene derecho a percibir, como el resto de los ex presidentes, “por un periodo equivalente a la mitad del tiempo que ha estado en el cargo, y como mínimo durante una legislatura”, a una asignación mensual 80% al de la retribución mensual que corresponde al presidente parlamentario.
Después de la rebaja del 15% aplicada este año, el sueldo anual bruto para presidente del “Parlament” es de 130.011,189 euros brutos, a pesar de no tener ninguna formación universitaria.
Mientras tanto, nuestros investigadores en campos de medicina, bioquímica y ciencia deben salir al extranjero para dejar de ser milieuristas en nuestro degradado y degradante país.
¡¡¡De vergüenza!!!!

 
Recibido en mi correo por mi amigo  Josep Riatós presidente de ACET 4

PUBLICADO EN EL DIARI DE GIRONA

LAS DOS ESPAÑAS DE MACHADO


                   
 
 
 
                 LAS       DOS       ESPAÑAS

 
Existen frases bonitas que por el tiempo “calan” en la sociedad.
Escribió Dº. Antonio Machado algo, que aun hoy es actual  y bello, por lo que   casi cometeré un adulterio por la prosa  que no con el contenido.
Se habló y se habla con un cierto énfasis de  credibilidad de “LAS DOS ESPAÑAS”

No soy persona que pueda acreditar diplomas  por encima de un triste bachiller elemental de los años 50. pero gozo de algo de sentido común amenizado con bastante pragmatismo.

 Será, por lo que mis reflexiones me llevaron, años hace,  a pensar en que nunca hubo dos Españas o si las hubo, lo fueron forjadas  en una mentira.

 Voy a tratar de hacer una exposición simple del por qué:

Dos Españas: izquierdas y derechas, rojos y fascistas, marxistas  y capitalistas; a considerar, que en nuestra España de los 30  el índice de analfabetismo, exceptuando las capitales que bajaban algo, era del 60 % en los hombres (de no saber leer ni escribir), y 75% en las mujeres. Siendo que en estos años, la idea del proletariado y la extinción de clases calaba con facilidad  en aquellas mentes no formadas, la agitación y la propaganda creaban un movimiento de masas importante fortaleciendo la izquierda. Tenemos así, una izquierda intelectual (cuatro iluminados) que cree que la verdad es la lucha de clases, y esta en el Marxismo, con lo que en aquel  momento de la ante guerra civil una de las Españas, la izquierda, esta  fortalecida por una masa muscular de analfabetos, que no saben realmente o en profundidad porque son de izquierda, y si, que han de luchar por esa  idea,  porque les han dicho, que un día no lejano vivirán mejor y por el futuro de los hijos.

Lo mismo en la derecha, el Capitalismo era la panacea del bien vivir, capital bendecido por Cristo Rey. La Iglesia  se aprovecha de aquellos analfabetos. La derecha también tiene cuatro intelectuales iluminados, guías espirituales de aquella masa inculta capaces de morir por el concepto “taliban” Dios y Patria

¿Podemos decir  que había dos Españas? Pues…yo siempre lo he dudado y en el fondo creo que  también  Antonio Machado. Siendo el periodo mencionado la cuna  de esos dos grupos opuestos por las ideas, de esta España nuestra, se desprende, que en realidad eran dos minorías con un buen aparato de propaganda, que forjaron  las dos España de Machado.

Nunca hubo dos Españas, siempre hubo una  manipulada por intereses ideológicos  de lo que podíamos deducir: UNOS,  OTROS  y la mayoría, EL PUEBLO,  que lo único que pedía, era vivir con normalidad y a los que les pasó el tsunami de la mentira de los UNOS  y de los OTROS.

                                           Ya hay un español que quiere
                                               vivir y a vivir empieza,
                                             entre una España que muere
                                                 y otra que bosteza.
                                              Españolito que vienes
                                           al mundo, te guarde Dios.
                                           Una de las dos Españas
                                           ha de helarte el corazón

 

 

EL hoy, no es más diferente que el ayer, o por haberse casi erradicado el analfabetismo es peor, mucho peor,  porque ahora somos concientes de que nos manipulan.

Buenos versos Dº Antonio, pero erró en la letra, pues son sus dos Españas las que nos han helado el corazón. Hoy su izquierda es tan mala como mi derecha

No hay pues sus dos Españas pero sí que hay una que bosteza,   esperando una primavera por ver si alguien nos trae un ramito de violetas. Así es ESPAÑA amiga de  milagros  y un tanto perezosa.

A quien se le ocurriría aquello de “todo español por el hecho de serlo,  tiene derecho, a una casa y a un trabajo digno”, el problema es que alguno se lo cree  y espera incluso que le traigan las flores en primavera.

                                                                                                       Adolfo

SIDI IFNI




En pantalla completa. Un regalo para algunos Lo he copiado del portal que tiene Efrén Gomez en Facebook

OPERACION DIANA Y ALGO MAS


                               OPERACIÓN  DIANA  Y  ALGO MAS

 
El 31 de enero de 1958 se efectuó una rectificación de la línea defensiva de Sidi Ifni, y para ello se tenía previsto ocupar las cotas "D" y "E", ya que éstas ofrecían una mayor seguridad en el cierre de las probables cotas de penetración del enemigo.

La Agrupación Táctica "Norte", al mando del teniente coronel Antonio Delgado Álvarez, tenia bajo su mando el IV Tabor de Tiradores, la I Bandera Paracaidista del Ejército de Tierra y el II Tabor de Tiradores, el cual llevó a cabo un fuego de protección a esta columna.

 La Agrupación Táctica "Sur", compuesta por la VI Bandera de la Legión, el Batallón Expedicionario "Soria", 9, la II Bandera Paracaidista del Ejército de Tierra y el Batallón Expedicionario "Cádiz" 41, que seria el que apoyó con su fuego la misión de esta columna "Sur", y la Reserva estaba constituida por el Escuadrón Paracaidista del Ejército del Aire, al mando de su teniente coronel (hoy general, Mariano Gómez Muñoz), y las compañías l la, 12' y 13' del III Tabor del Grupo de Tiradores de Ifni, y además la 4° y 5" Compañías del I Tabor de Tiradores.

 A las 8.15 horas, denominado Hora H, todas las unidades realizaron el avance desde las bases de partida con el fin de alcanzar los objetivos designados de esta operación.

Dos horas después del inicio de la Hora H, a las 10.30, los tiradores se reunieron ante un nutrido fuego de fusilería y ametralladoras, que provenía desde la cota "249", pero la reacción no se hizo esperar. Los tiradores, con el mayor coraje y acometividad se lanzan al ataque apoyados con fuego de morteros, y aunque el éxito estaba garantizado, la 23' Compañía tuvo dos muertos y un sargento y un tirador heridos. Aunque el enemigo resistió con dureza, la 23" Compañía los hizo poner en fuga. Este comportamiento tuvo la satisfacción de que por el mando la 23' Compañía recibió una felicitación.  

 La 22' Compañía, a pesar de recibir un intenso fuego enemigo, continuó la progresión hasta conseguir conquistar la Cota "249", y en este duro combate tuvo que pagar un alto precio: dos soldados muertos y ocho heridos. Días después el enemigo, el 3 de febrero de 1958, desató un ataque en el cual se llegó a tener que expulsarlos a unos 40 metros de las líneas españolas. La respuesta por parte de las fuerzas españolas fue abrir fuego de mortero de 91 mm., lo que hizo retroceder al enemigo en precipitada huida, dejando sobre el terreno numerosas bajas. Por parte española, dos cabos de tiradores muertos y un soldado del IV Tabor y nueve tiradores heridos, así como tres legionarios de la VI Bandera y tres soldados de la Compañía Expedicionaria de Zapadores, 6, de San Sebastián.  

Con esta operación, en la cual participó al mando de tres compañías de tiradores el comandante Alberto Arellano Carreras, se amplió la defensa de la ciudad de Sidi Ifni con un perímetro de unos 6 kilómetros, que así finalizaría hasta la entrega a Marruecos en 1969

Algunos flecos quedaron,  que posteriormente hubo que resolver. Cotas (montículos) que habían que ocupar,  con la temida vaguada  donde se recibía el fuego enemigo hasta llegar a la cima si o si.  Por lo general  se formada una punta de lanza en el centro los  del SMO  flanco izquierdo  y derecho Paracas y Legión. Terminada la Operación las fuerzas de elite regresaban   a sus acuartelamientos.  La Legión solía verse en su retirada con burros cargados con lo podían coger de las cábilas  y los Paracas después de comer y ponerse limpios y guapos les daban un paquete de rubio  y permiso para irse al cine o de putas que también habían Los del SMO quedábamos a defender la cota que nos había costado algún muerto o heridos y como premio alguna vez una lata de sardinas y un poco de agua. Cuando llegábamos a  ocupar la cota (aun sin alambradas  ni campos de minas) el sargento  nos distribuía por pelotones y alguna vez  los situaba de tal forma que por la noche oíamos ruido delante del puesto  y nos poníamos a dispara, empezaba así  hasta que por contagio toda la primera línea disparaba hacia delante, hasta que el o los tenientes conseguía parar el fuego. Se notaba que aquello era un ejercito poco profesional, los oficiales y suboficiales hacían lo que podían y la fuerza naval o aérea mejor no mencionarlas, estos últimos no teniendo bombas tiraban a mano bidones de gasolina con un artilugio inventado por un teniente mañoso que los hacia explosionar.

 Al escribir esto siento vergüenza y una cierta rabia al leer no pocas veces que la guerra la gano España

Faltaría decir,  el porque se le denomina Campaña. Es bien simple porque el dueto Franco, Carro Blanco  tuvieron miedo de declarar la guerra a Marruecos, tanto que el Moro si lo hizo, si no en una proclama, si de facto poniendo su EL en territorio español

 Nos quedamos  pues con CAMPAÑA  y no guerra, con nuestros muertos  herido muertos abandonados y prisioneros que es lo que ocurre en una GUERRA

                                                                                                      Adolfo

Últimos artículos